Hace casi una década los smartwatches llegaron a nuestras vidas, se veía como una versión de la pantalla de un smartphone en miniatura.

En el ranscurso de los años fueron añadiendo nuevas funciones, sensores y capacidades que los posicionaron como una alternativa de los teléfonos, ya que estaban enfocados en el cuidado de la salud, el control de las actividades y recordatorio de las tareas diarias, sin embargo, aún no se ha experimentado nuevas posibilidades de juegos o interacciones con estas minipantallas.

Cabe resaltar que este no es el único intento de mini pantallas interactivas, el caso de Huawei con el Watch 3, cuenta con caratulas de juegos, como un Pinball, lo cual hace que exploren nuevas experiencias y nuevas formas en la que los desarrolladores moneticen con sus innovaciones.

Según el director de comunicación de Huawei Latinoamérica, Carlos Morales explica que “Ahora que tenemos la posibilidad de integrar un sistema operativo propio en un dispositivo tan pequeño queremos ver hasta dónde podemos llegar con estas interacciones. Sabemos que son mini juegos y que pueden resultar sólo como curiosidades en estos primeros ejercicios, pero también queremos mostrarles a los desarrolladores que esas apps interactivas quizá puedan llevar a otras experiencias”

Te interesará  Qualcomm aprieta las tuercas al gobierno de Estados Unidos para comerciar con Huawei

El futuro de las mini pantallas interactivas

De acuerdo con Allied Market Research, afirma que en futuro las apps serán uno de los principales generadores de ingresos en este ecosistema, en tanto, los relojes inteligentes se independicen de los teléfonos y los sistemas operativos para estos mejoren y sean únicos.

Los juegos mas populares en este formato de pantallas son 2048, que funciona como un tipo de rompecabezas en la muñeca, Pong o Space Invader Mini.

mini pantallas interactivas

Para Morales, el reciente acercamiento a estas minipantallas es algo parecido como lo que se hizo hace 8 años con el GPS en estos equipos y abre nuevas formas de interactuar.

 “El GPS al inicio era solo un puntito azul pero la tecnología se puso al servicio de los desarrolladores para que experimentan y poco a poco se va desarrollando y habilita una economía digital”, dijo.