La firma tecnológica japonesa dice adiós al mercado de laptops después de 35 años, al transferir sus últimas acciones de su área de portátiles. Una noticia bastante penosa para aquellos usuarios que hemos tenido eternas laptops Toshiba.

En junio del 2018, tras una periodo de ventas bastante decepcionantes, Toshiba decidió realizar la venta del 80.1% de sus acciones Toshiba Client Solutions por una suma de U$S36 millones de dólares a la firma Sharp Corporation, lo que llevó que al concretar la transferencia de esta operación, en octubre de ese mismo año, las nuevas portátiles estaban siendo distribuidas bajo el apelativo de Dynabook.

Pero la transferencia que finalmente saca del mercado de portátiles a Toshiba se dio este año, el 30 de junio, donde Sharp decide concretar la adquisición del porcentaje restante de la corporación (19.9%) y que finalmente en esta semana se concretó la transacción y da fin a más de 3 décadas en el mercado de portátiles, se lee en la nota de prensa que han publicado.

Te interesará  Novedades para WhatsApp que llegarán este 2020

Una de las principales portátiles en el mundo.

Desde 1985 la compañía empezó a fabricar los laptops que años más tarde se convertirían en su producto insignia. Su primera computadora portátil fue la T1100, la cual era la primera computadora compatible con IBM del mundo.

Aunque técnicamente podremos seguir encontrando su línea de dispositivos en las tiendas, estos ya no llevarán el nombre Toshiba en ellos ni tendrán relación alguna con la marca